Facturación electrónica

Las facturas electrónicas se definen como recibos de ventas generados a través de un medio digital e impresos a través de un formato y diseño preestablecido. Los beneficios de facturar mediante este sistema son:

  • Reducción del tiempo: la transcripción manual es cosa del pasado, gracias a la digitalización ahorrarás más tiempo, que podrás invertir en la creación de nuevas estrategias o en la atención al cliente.
  • Almacenamiento automático: los datos se guardan de manera automatizada, teniendo la posibilidad de revisarlos y analizarlos al instante.
  • Tamaño de factura adaptable.
  • Ahorro de gastos: ya no será necesario comprar los talonarios de facturas o imprimirlas en litografía, sino que simplemente se debe contar con hojas tamaño carta, media carta o tirillas de papel, que son más accesibles y tienen un menor valor económico.
  • Contribuye con el medio ambiente: reduce de manera significativa el consumo de papel lo que contribuye al cuidado ecológico.